Los cables que alimentan de electricidad las cámaras de vigilancia y las lámparas instaladas en la salida del túnel de la Ortega y Gasset-UASD fueron sustraídos, dejando este punto desprovisto de iluminación y en estado de inseguridad.El robo de los cables de las lámparas de vapor de 200 a 400 watts de la marca Philips, instaladas para iluminar la infraestructura vial, inaugurada hace cuatro años, cuya inversión sobrepasó los 50 millones de dólares, aparentemente inhabilitaron las cámaras de video conectadas a un centro de control ubicado en la avenida 27 de Febrero.

La falta de iluminación y vigilancia perturba la tranquilidad de profesores, estudiantes y residentes de la zona.

Cuando cae la noche, el ambiente se vuelve hostil en la calle Santo Tomás de Aquino, que comunica a la Universidad Autónoma de Santo Domingo (UASD).

Temor

Los constantes atracos a mano armada registrados allí mantienen atemorizados a quienes transitan por esta vía. Freddy Ureña, profesor de la UASD y residente en la Zona Universitaria, explicó que desde hace más de un año la salida del citado túnel se mantiene sin iluminación, facilitando que fuera asaltado, junto a su esposa, cuando cerraba la puerta de la marquesina de su casa. Precisó que la inseguridad en que vive él y sus vecinos lo obligó a pagar los servicios de vigilancia de un capitán pensionado de la Policía Nacional. Dijo que el pasado noviembre una brigada se apersonó al lugar y prometió solucionar la problemática antes de diciembre y no fue así.

 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí