Madrid,(EFE).- Tras la decisión del Rey a renunciar al yate “Fortuna”, que ya ha sido devuelto a los empresarios que se lo regalaron, la Casa Real ha fijado destino a los dos coches Ferrari que el Monarca recibió en 2011 de los Emiratos Árabes, de manera que uno pasará al Gobierno y otro irá al Museo de la Guardia Real.

El jefe del Estado no ha llegado a utilizar ninguno de los dos vehículos, que han permanecido en el garaje del Palacio de la Zarzuela, adscritos a Patrimonio Nacional, desde que los dos automóviles llegaron al Rey como obsequio del gobierno de Abu Dabi, y una vez que se pagaron los preceptivos impuestos de aduanas.
(more…)

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí