París,- El Gobierno francés ha comprometido 450.000 millones de euros en medidas para el salvamento de la economía y del empleo frente a la crisis, lo que equivale al 20 % de su producto interior bruto (PIB), explicó este lunes el ministro francés de Economía y Finanzas, Bruno Le Maire.

Esa cantidad incluye, en primer lugar, los 315.000 millones de euros de préstamos garantizados para las empresas, pero también el dispositivo de desempleo parcial (ERTE en España), indicó Le Maire, en una entrevista al canal BFMTV, en la que destacó que se trata de “salvar nuestra economía y nuestro empleo”.

Ese dinero incrementará una deuda pública que el ministro dijo que “habrá que devolver con crecimiento”, no con un aumento de los impuestos, y tampoco de forma inmediata.

Descartó la idea de una deuda perpetua, en la que solo se reembolsan los intereses, pero no el principal, ya que, en su opinión, eso tendría como consecuencia que los inversores dejarían de interesarse por la deuda francesa.

El Gobierno francés ha anunciado desde el inicio de la crisis del coronavirus diferentes dispositivos de ayudas para mantener a flote las empresas y el empleo durante y después del confinamiento, y mañana está previsto que el presidente, Emmanuel Macron, presente un plan para el sector automovilístico.

El titular de Economía, sin entrar en el detalle de ese plan, precisó que tendrá tres ejes: “relanzar la demanda” con ayudas a la compra de vehículos, en particular eléctricos e híbridos; “apoyar a las pymes”, y el compromiso de los fabricantes franceses PSA y Renault para fabricar en Francia los vehículos tecnológicamente más punteros, en particular los eléctricos.

También te podría interesar:   Río abre restaurantes en su rápida desescalada pese a la elevada tasa de muertes

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí