Santo Domingo,  (EFE).- El procurador general, Francisco Domínguez Brito, encabezó en el turístico municipio de Sosúa, en Puerto Plata, el lanzamiento de una jornada de sensibilización que busca propiciar una cultura de paz entre los residentes de esa ciudad con el propósito de reducir los niveles de delincuencia.
La campaña, cuyo lema es ‘Por una nación decente’, inició con la participación de más de 500 promotores de las iglesias evangélicas y varios ministerios, quienes junto a otros integrantes de las comunidades visitarán hogares, mercados, autobuses y establecimientos comerciales, informó la Procuraduría.

Durante su intervención, Domínguez Brito resaltó que desde la Procuraduría General de la República están promoviendo el establecimiento de una cultura de paz, con la participación de ciudadanos de diferentes sectores preparados para trabajar en la resolución de diferentes conflictos, incluso, los que se originan entre niños y jóvenes en los centros educativos.

El propósito es, dijo, prevenir consecuencias mayores y que esos casos tengan que ser judicializados, y lo más importante, que es evitar el dolor de una muerte o una cárcel”.

“Vamos a poner de nuestra parte, porque la paz tiene que construirse, y ello se puede lograr a través de dos aspectos fundamentales, uno es dentro de uno mismo y la otra es transmitiéndola a los demás, tenemos que transmitir el mensaje de llevar la paz y la armonía a nuestras familias”, subrayó.

El funcionario reconoció que Sosúa tiene ciertas dificultades que se han creado con respecto al tema sexual comercial con niñas de entre 10 y 15 años, por lo que dijo han sido ejecutadas acciones contra los que se dedican a esta práctica.

En el acto estuvo el pastor Braulio Portes, presidente del Concilio de Cristinianización y del Voluntariado Nacional para la Prevención de la Corrupción (Vonopreco), quien tiene a cargo la promoción de la campaña.

La Procuraduría General recordó hoy que en 2013 puso en marcha la campaña ‘Por una cultura de paz’ para concienciar sobre la necesidad de contribuir a la disminución de los niveles de delincuencia.

A través de ese programa, la Procuraduría General ha firmado 13 convenios con representantes de iglesias, clubes y otros miembros de la sociedad, mediante los cuales se han capacitado alrededor de 1,000 voluntarios que trabajan en la solución de conflictos en varios sectores y municipios del país.EFE

Santo Domingo, 20 jun (EFE).- El procurador general, Francisco Domínguez Brito, encabezó hoy en el turístico municipio de Sosúa, en Puerto Plata, el lanzamiento de una jornada de sensibilización que busca propiciar una cultura de paz entre los residentes de esa ciudad con el propósito de reducir los niveles de delincuencia.

La campaña, cuyo lema es ‘Por una nación decente’, inició con la participación de más de 500 promotores de las iglesias evangélicas y varios ministerios, quienes junto a otros integrantes de las comunidades visitarán hogares, mercados, autobuses y establecimientos comerciales, informó la Procuraduría.

Durante su intervención, Domínguez Brito resaltó que desde la Procuraduría General de la República están promoviendo el establecimiento de una cultura de paz, con la participación de ciudadanos de diferentes sectores preparados para trabajar en la resolución de diferentes conflictos, incluso, los que se originan entre niños y jóvenes en los centros educativos.

El propósito es, dijo, prevenir consecuencias mayores y que esos casos tengan que ser judicializados, y lo más importante, que es evitar el dolor de una muerte o una cárcel”.

“Vamos a poner de nuestra parte, porque la paz tiene que construirse, y ello se puede lograr a través de dos aspectos fundamentales, uno es dentro de uno mismo y la otra es transmitiéndola a los demás, tenemos que transmitir el mensaje de llevar la paz y la armonía a nuestras familias”, subrayó.

El funcionario reconoció que Sosúa tiene ciertas dificultades que se han creado con respecto al tema sexual comercial con niñas de entre 10 y 15 años, por lo que dijo han sido ejecutadas acciones contra los que se dedican a esta práctica.

En el acto estuvo el pastor Braulio Portes, presidente del Concilio de Cristinianización y del Voluntariado Nacional para la Prevención de la Corrupción (Vonopreco), quien tiene a cargo la promoción de la campaña.

La Procuraduría General recordó hoy que en 2013 puso en marcha la campaña ‘Por una cultura de paz’ para concienciar sobre la necesidad de contribuir a la disminución de los niveles de delincuencia.

A través de ese programa, la Procuraduría General ha firmado 13 convenios con representantes de iglesias, clubes y otros miembros de la sociedad, mediante los cuales se han capacitado alrededor de 1,000 voluntarios que trabajan en la solución de conflictos en varios sectores y municipios del país.EFE

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí