La PAZ.-El gobierno de Bolivia prohibió que las escuelas rechacen o expulsen a estudiantes embarazadas y ordenó que toda institución educativa debe apoyar y garantizar la continuidad y culminación de sus estudios.La norma busca reforzar la posición del Ministerio de Educación sobre toda forma de discriminación y se aplicará en las escuelas estatales y privadas. En caso de ser rechazadas, las adolescentes podrán presentar denuncias ante las autoridades para obtener resarcimiento. En diciembre pasado, una joven denunció que fue vetada de asistir al acto de promoción de un colegio en Tarija por su estado, lo que motivó un proceso.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

La moderación de comentarios está activada. Su comentario podría tardar cierto tiempo en aparecer.