La Voz de Rusia. El presidente de EEUU, Barack Obama, canceló su visita a Moscú para el encuentro programado con el presidente de Rusia, Vladímir Putin. Pero, Obama sí irá a la cumbre del G-20, a celebrarse los días 5 y 6 de septiembre en San Petersburgo. En la breve declaración de la Casa Blanca se señala que es más “constructivo” postergar el encuentro hasta que se alcancen resultados de mayor peso “en la agenda común”. En respuesta, Rusia aseguró que el mandatario estadounidense “ha tenido y sigue teniendo la invitación de visitar Rusia”.

La cancelación de cualquier encuentro cumbre realizada por una de las partes es un acto bastante serio. Y Moscú no puede dejar de sentirse decepcionada con ese paso de Obama. Sin embargo, cabe señalar que si detrás de la cancelación de su visita a Moscú hubiera existido algo realmente dramático, el presidente norteamericano lo habría anunciado personalmente. Pero, se ha hecho como una breve declaración escrita del secretario de prensa de la Casa Blanca.
Cancelación de Obama es un acto serio, el audio: 
La administración no ha ocultado que la cancelación de la visita a Moscú es la respuesta a la decisión de Rusia de otorgar asilo político temporal al excolaborador de la CIA y la NSA Edward Snowden.
En general, la Casa Blanca ha formulado la cancelación de Obama como si no se tratara de una cancelación, sino de un pequeño aplazamiento. “Apreciamos nuestros logros con Rusia durante el primer período del Gobierno del presidente [Obama], incluyendo la firma del Tratado de Reducción de Armas Estratégicas, la colaboración sobre Irán, Afganistán y la República Popular Democrática de Corea”, menciona el comunicado especial para la prensa. “Hemos informado al Gobierno ruso que consideramos más constructivo posponer la cumbre hasta conseguir resultados más significativos en nuestra agenda común”.
Lew Rockwell, analista del Instituto norteamericano de investigación Ludwig von Mises, se expresó con bastante mordacidad, al comentar a solicitud de La Voz de Rusiala decisión del presidente Obama:
–Probablemente él se considera emperador del mundo. Si emite un edicto, cada país debe mostrar subordinación. Todo eso se ve infantil. Esas cumbres son programadas con anticipación minuto a minuto y ahí no sucede nada especialmente dramático. Todo eso parece un teatro. En este caso Obama obra de ese modo porque alguien osó no obedecerle.
Los expertos rusos opinan que Obama se vio obligado a satisfacer con ese gesto diplomático a sus oponentes republicanos en el Congreso, quienes exigían castigar duramente a Rusia por haber otorgado refugio a Snowden. Así que esa demarche estuvo más bien orientada para consumo interno y para complacer al Congreso.
La gran mayoría de los expertos rusos recomienda no dramatizar la última jugada de la Casa Blanca. Habla Vilén Ivanov, vicedirector del Instituto de Estudios Sociopolíticos de la Academia rusa de las Ciencias:
–Nada se congelará. Rusia seguirá con su política constructiva orientada a cooperar con EEUU. Estamos interesados en eso. Mientras que EEUU tiene fallos en su política exterior, de las que intenta salir no de la mejor manera: presionando a los demás. Pero, esta vez no consiguieron ejercer fuerza con Rusia.
Algunos expertos rusos no excluyen que el encuentro entre Obama y Putin se lleve a cabo “en las canchas” de la cumbre de San Petersburgo.
“El caso Snowden” hasta la fecha no influyó de modo alguno sobre la médula de las relaciones ruso-estadounidenses. No ha sido cerrado ningún programa, no ha sido anulado ningún tratado, ningún convenio, continúan los intercambios, señala el politólogo ruso Serguéi Mijéev:
 –No tiene sentido hablar del empeoramiento radical. Simplemente no lo hay. Para los norteamericanos la situación con Snowden no es muy sencilla. Por mucho tiempo estuvieron pensando si había que posponer el encuentro o no. Y fue encontrado un compromiso.
Aunque no estemos de acuerdo con Rusia en “el caso Snowden”, aseguró la portavoz del Departamento de Estado, Jen Psaki, tenemos “una serie de otras cuestiones muy importantes en las que coincidimos, vamos a seguir colaborando en ellas y discutiéndolas”.
Por cierto, el 7 de agosto el viceministro de Asuntos Exteriores de Rusia, Serguéi Riabkov, analizó con el embajador estadounidense en Rusia, Michael McFaul, los preparativos de la reunión de los ministros de Defensa y los cancilleres que tendrá lugar el 9 de agosto en Washington. Todo se realizó en un ambiente de trabajo y sin dramatismos.
Leer más: http://spanish.ruvr.ru/2013_08_08/Obama-no-va-a-Moscu-de-forma-constructiva-6620/
 

También te podría interesar:   Argentina se acerca al "top 5" en contagios tras casi siete meses de cuarentena

 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

La moderación de comentarios está activada. Su comentario podría tardar cierto tiempo en aparecer.