Santo Domingo.- El Instituto Nacional de Protección de los Derechos del Consumidor (Pro Consumidor), decomisó e incineró, durante el mes de agosto, 7,122 productos que se comercializaban con una serie de irregularidades contempladas como faltas graves en la Ley de Protección al Consumidor. 

La entidad realizó un operativo del 9 al 28 de agosto en colmados, bodegas, cafeterías, minimarket y supermercados del Gran Santo Domingo, San Juan de la Maguana, Santiago, María Trinidad Sánchez y La Romana, se retiró productos vencidos, oxidados y en mal estado, que ponen en riesgo la salud y seguridad de los consumidores.

La titular de Pro Consumidor, Anina Del Castillo, informó este viernes en un comunicado que tras el decomiso, estos productos fueron incinerados por una empresa autorizada, respetando el medio ambiente y las normativas legales vigentes.

Los productos vencidos, oxidados y dañados no pueden ser comercializados, e hizo un llamado a los consumidores para que se abstengan de comprar en establecimientos donde observen artículos en estas condiciones y que lo denuncien a la entidad.

Asimismo, exhortó a los proveedores a que verifiquen las fechas de vencimiento de los productos que compran al por mayor para su venta, la higiene del local, y el estado en el que se encuentra la mercancía antes de ofrecerlos al público.EFE

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here