Tudela.- La directora de cine Marina Sereresky está convencida de que la sociedad española sigue teniendo normalizados en sus vidas comportamientos racistas, machistas o xenófobos que son más fáciles de enfrentar si se abordan desde la comedia: «Creo que el humor creo ayuda mucho a que entren las cosas de otra manera».

«Estoy convencida de que hay cosas que están pasando a este respecto y hay que ponerlas sobre la mesa. Con humor se dicen mejor las cosas. Si después de ver la película alguien reflexiona, yo ya me doy por satisfecha», comenta con Efe la realizadora que salta a la comedia con «Lo nunca visto».

Es el segundo largometraje de Seresesky tras la aclamada «La puerta abierta», un drama social que, como esta, protagonizaba también Carmen Machi, ahora en un papel específicamente escrito para ella.

«Ha sido excitante vivir con Marina el contraste de su primera película, tan íntima, a ésta, que es una comedia rural muy coral; es muy complicado lo que ha hecho y le aplaudo por ello», afirma Machi en declaraciones a Efe.

La actriz, que encabeza un reparto coral que incluye a Pepón Nieto, Kiti Mánver y Jon Kortajarena, entre otros, recibió anoche un cálido recibimiento del público de Tudela, que acudió al preestreno de la cinta en el marco del Festival de cine y series Lo Que Viene, que organiza la AICE (Asociación de Informadores de Cine de España).

«Estoy feliz de volver a rodar aquí, porque Navarra mola mucho, y se come fenomenal, ¡viva el espárrago!», ha dicho entre risas Carmen Machi.

Rodada en diversas localizaciones de Madrid y Navarra, la película cuenta con el pueblo de Uztarroz, en el valle del Roncal, como escenario natural.

«Lo nunca visto» empieza con imágenes muy reconocibles de un pequeño pueblo de montaña donde todos los negocios están cerrados y sus locales en venta.

Machi, Nieto, Mánver y Kortajarena forman parte del reducido grupo de vecinos que lo habitan y que cada vez son menos; el pueblo de abajo, con un alcalde sin escrúpulos y de técnicas agresivas, les amenaza con anexionarlos porque no dan el ratio para tener ni cura ni médico propios.

Abocados a un futuro gris, su vida se ve trastocada de repente cuando aparecen en el pueblo cuatro africanos negros (los actores Montse Pla, Ricardo Nkosi, Malcolm T. Sitté y Jimmy Castro) que huyen de una situación de peligro.

«Este es un pueblo muy pequeño y cualquier cosa que pase les provoca una revolución; la llegada de los negros -dice la directora- hace que se cuestionen muchas otras cosas, como por qué no he salido yo del pueblo».

«Es una comedia social que aborda muchos problemas actuales, que están ahí, pero nadie mueve un dedo por solucionarlos», añade Machi, quien destaca el hecho de que Seresesky haya situado «al frente de todo a una mujer que vive unos momentos de su vida en los que todo se le tambalea».

«Cuando parece que no tiene futuro, la vida le llena de armas para empezar una etapa de lucha y le ayuda a deshacerse de todo lo que le hacía sentirse frustrada, personalmente y como mujer, me encanta», ha dicho Machi.

La directora, que como argentina e inmigrante, dice, se siente especialmente concernida por el problema de la aceptación del otro, insiste en que, como sucede en la película, «primero se produce el rechazo, pero cuando las cosas se traban, cuando se recolocan y la gente se relaja, todo fluye, como le pasa al personaje de Machi que no solo toma las riendas del pueblo sino también de su vida».

«Lo nunca visto» llegará a los cines de la mano de Filmax el próximo 12 de julio. EFE

aga/eaf

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here