París,- Las autoridades francesas han detectado 11.000 pasaportes sanitarios falsos dentro de las investigaciones sobre redes de certificados de vacunación falsificados, dijo este jueves el ministro del Interior, Gérald Darmanin.

El ministro explicó, en unas declaraciones a la televisión pública France 2, que de los 400 casos abiertos por este posible delito se han producido ya más de cien interrogatorios a sospechosos y algunas condenas judiciales.

«El problema de los pasaportes sanitarios falsos es que a menudo implican la complicidad de un médico o un enfermero», algo que «es muy difícil de probar», añadió.

Darmanin recordó que el tráfico de pasaportes sanitarios puede ser condenado con hasta cinco años de cárcel, y destacó que en los últimos meses ha habido ya varias condenas, algunas a prisión condicional y otras con reclusión en firme.

El ministro del Interior coincidió con el titular de Sanidad, Olivier Véran, acerca de mostrar benevolencia con quienes tengan un pasaporte falso y quieran, de forma espontánea, vacunarse y ponerse en regla.

El Gobierno francés celebrará mañana un consejo de defensa sanitario para estudiar posibles nuevas medidas para luchar contra la pandemia.

El Ejecutivo de París ya anunció hoy una serie de duras restricciones a los viajeros procedentes del Reino Unido con el objetivo de frenar la expansión en Francia de la variante ómicron del coronavirus, muy extendida en suelo británico.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí