Bogotá,- La ONG colombiana Temblores, que registra la violencia policial durante las protestas y otras violaciones de DD.HH., denunció este jueves que dos de sus miembros están siendo víctimas de presuntas órdenes de seguimiento e interceptación en su contra por parte de la Fiscalía.

«En días recientes nos reunimos con una fuente que nos proporcionó información confiable sobre la existencia de una presunta orden de seguimiento en contra de, al menos, dos miembros de nuestra organización por parte de la Fiscalía General de la Nación», detalló Temblores en un comunicado.

La ONG señaló que su fuente le confirmó que desde hace dos semanas «las comunicaciones, los lugares de vivienda y los recorridos cotidianos» de dos de sus integrantes «están siendo vigilados por parte del ente acusador».

En las protestas de mayo y junio en Colombia, organizaciones sociales como Indepaz y Temblores documentaron 4.687 casos de violencia policial; 84 personas muertas, de las cuales 28 son atribuibles a la fuerza pública, y 90 víctimas de lesiones oculares.

Sin embargo en agosto pasado la Fiscalía colombiana le dijo a la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) que tiene constancia de 57 fallecidos durante las protestas que tuvieron lugar en Colombia, de las cuales 29 se dieron en el marco de las movilizaciones, cuatro meses después de que comenzaran.

PETICIÓN DE TEMBLORES

Según la ONG, los seguimientos contra sus miembros suponen «una clara vulneración de sus derechos fundamentales» y una «práctica de hostigamiento» a la labor de defensores de derechos humanos.

Ante esta situación este jueves se radicó un derecho de petición ante la Fiscalía para que informe «si actualmente existe un grupo de trabajo, o cualquier funcionario de su entidad, encargado de vigilar a algún integrante de Temblores ONG o las instalaciones de la misma».

Igualmente que les diga si «algún integrante de Temblores ONG o, en su defecto, la misma organización es objeto de algún tipo de investigación que adelante la Fiscalía General de la Nación, así como los fundamentos fácticos y jurídicos que legitiman dicha investigación».

También pidieron que les reporten si hay «una orden de seguimiento» a los dos miembros de la organización referidos por la fuente o a cualquier otro miembro y, de igual forma, en qué consiste dicha orden y sus sustentos fácticos y jurídicos.

«De no tener algún sustento fáctico y jurídico legítimo para efectuar los seguimientos a estos dos miembros, o cualquier otro miembro del equipo de Temblores ONG, (solicitamos que) se detengan los seguimientos e interceptaciones a cualquiera de ellos», agregó la información.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí