Los Ángeles (EE.UU.),- Netflix suspendió a tres empleados que irrumpieron en un encuentro virtual entre los ejecutivos de la compañía como protesta por la emisión de «The Closer», una cinta del cómico Dave Chappelle cuyos comentarios sobre las personas transgénero han causado controversia.

Los trabajadores se presentaron (virtualmente) en la revisión cuatrimestral de negocio de Netflix, que reúne a los 500 cargos más importantes, a pesar de que no estaban invitados, por lo que la empresa abrió un expediente.

«Es absolutamente falso que hayamos suspendido a ningún empleado por tuitear sobre el programa. Animamos a nuestros empleados a mostrar su disconformidad abiertamente y apoyamos su derecho a hacerlo», dijo un portavoz de la compañía.

«The Closer», un programa producido por el popular cómico estadounidense Dave Chappelle, se estrenó en Netflix la semana pasada y ha sido recibido con una fuerte oposición por parte de algunos empleados.

En el filme, Chappelle afirma que la comunidad de personas trans tiene la piel «muy fina», y apoya los mensajes en los que la escritora J.K. Rowling defendió su postura «TERF», un término acuñado para agrupar al movimiento feminista que excluye a las personas transexuales.

Asimismo, el comediante critica la denominada «cultura de la cancelación».

Entre los trabajadores suspendidos se encuentra Terra Field, una ingeniera de software que se define como mujer trans y cuyos tuits cuestionando el programa han alcanzado gran repercusión.

«El problema es que la gente responde a algo que nunca dijimos. No nos quejamos por ‘estar ofendidos’ y no tenemos ‘piel fina'», explicó Field.

«Lo que objetamos es el daño que este tipo de contenido hace a la comunidad trans, especialmente a la gente trans de color y MUY específicamente a las mujeres trans negras. La gente como yo está siendo asesinada, soy una mujer blanca», añadió antes de nombrar a 38 mujeres trans negras que fueron asesinadas este año.

Asimismo, la asociación GLAAD ha pedido que Netflix escuche las demandas y la productora de una de sus series, «Dear White People», ha dicho que no volverá a trabajar con ellos.

La polémica ha obligado a Ted Sarandos, fundador de Netflix, a defender la producción.

«Al igual que con otros talentos, trabajamos arduamente para respaldar su libertad creativa, aunque esto significa que siempre habrá contenido en Netflix que algunas personas crean que es dañino», explicó en un comunicado interno difundido por Variety.

«No permitimos títulos que inciten el odio y la violencia y no creemos que ‘The Closer’ cruce esa línea», justificó.

Sarandos puso como ejemplo la polémica que han causado otros filmes como «Cuties», que denuncia la hipersexualización de las niñas, y “My Unorthodox Life», que fue criticado en círculos religiosos por tratar de una empresaria de la moda que abandona una comunidad de judíos ortodoxos.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí