Santo Domingo.- La Comisión Permanente de Niñez, Adolescencia y Familia de la Cámara de Diputados recibió a Gloria Reyes directora de Progresando con Solidaridad (PROSOLI), con la finalidad de conversar sobre el alcance, ejecución y proyección de los programas Sociales que realiza esa entidad en beneficio de la familia, la niñez y la adolescencia.

Isabel de la Cruz, presidenta de la Comisión, dijo que había invitado a la funcionaria y su equipo, a fin de nutrirse y saber en qué consiste el programa supérate.

La legisladora ponderó el encomiable trabajo que está realizando Reyes en los programas sociales y dijo que el mismo ha venido a revolucionar el área social en el país.

De su lado, Gloria Reyes felicitó a la comisión por asumir el compromiso con la niñez dominicana, sobre todo con la desprotegida y con tantas deudas pendientes, la cual requiere del compromiso y el trabajo conjunto de los poderes Legislativo y Ejecutivo, junto a la sociedad y todas las instituciones con vocación de apoyar a esta vulnerable área.

Dijo que la entidad que representa, tiene a su cargo el mayor programa de protección social del gobierno, creado mediante el 377-21, por el presidente Luis Abinader, sustituyendo el programa progresando con Solidaridad y la responsabilidad de rendir cuentas al Congreso Nacional.

Reyes agradeció la invitación para poder exponer a la comisión los programas, a fin de que puedan identificar las oportunidades de colaboración, entre este órgano legislativo y su liderazgo local, que están en las comunidades.

La funcionaria sostuvo que esta nueva gestión ha iniciado una transformación de los programas sociales con un nuevo enfoque.

“Anteriormente este programa solo se enfocaba en la transferencia o la tarjeta y la verdad es que había otros elementos que también abordaba el mandato de esta institución, entre los que se encuentra el acompañamiento familiar y la creación de capacidades para la salida de la pobreza”, dijo.

Indicó que al iniciar su gestión pudieron identificar que esos dos componentes no tenían el impulso que permitiría lograr la meta de sacar a la gente de la pobreza, lo cual se había convertido en una especie de dependencia en las familias más pobres.

“El postulado que defendemos es que debemos crear capacidades para que las personas salgan de la pobreza, que las ayudas deben ser transitorias a menos que sean familias que requieran un apoyo permanente. Por ejemplo, una familia que los miembros tengan discapacidad severa”, sostuvo.

Manifestó que hay muchas familias que, con el debido acompañamiento, crearían capacidades que lo ayudarían a no depender de las ayudas después de algún tiempo.

“Basados en esa idea se desarrolló “Supérate”, que incluye ahora como centro principal de las iniciativas, la creación de capacidades para la inclusión laboral de las familias, a fin de que puedan conseguir un empleo o puedan iniciar un emprendimiento”, declaró.

Reyes explicó que para lograr ese objetivo con ese millón trecientos cincuenta mil familias adscritas al programa se ha desarrollado toda una red que los vincula con todas las instituciones de gobierno, para que estas tengan la obligación de priorizar esa población.

Destacó que para lograr la articulación de lucha contra la pobreza, la misma debe ser real y enfocarse todos a esa población que ya está validada por el sistema único de beneficiario, ya que no se avanza, si cada ministerio trabaja por su lado.

“Vamos a sacar a esta gente de la pobreza, vamos a focalizar las ayudas, pues si cada uno continúa invirtiendo recursos por su lado y no hacer una intervención integral, pues los resultados nos van a tomar mucho más tiempo para lograrlo”, dijo.

Además, expresó que parte de las innovaciones que tiene el programa son los criterios de entrada y salida, el que delimita cuando una persona entra a recibir la ayuda y cuando ya no la necesitas, y puede salir.

De igual manera sostuvo, que también hay otros elementos que antes no existían, como el tema de viviendas, el cual no estaba vinculado a los programas sociales, lo referentes a los cuidados y como puede impactar a la reactivación de la economía, ya que la carga de familia recae sobre la mujer y que por tal razón quieren visibilizar el trabajo del cuidado y cómo puede ser remunerado, para que eso también aporte a la economía.

También dijo que está el programa Supérate Mujer, que va dirigido a las mujeres víctimas de violencias y que está bajo la protección del estado en las casas de acogidas.

Precisó que es un subsidio que tiene un monto de 10,000 pesos mensuales por un periodo de un año, para que cuando salgan puedan sostenerse hasta que se puedan reinsertar laboralmente y no vuelvan donde su agresor.

Mientras que Sócrates Álvarez, coordinador de Planificación y Seguimiento, habló sobre los 5 objetivos del programa Supérate, el cual, al iniciar esta gestión, no solo tuvo un cambio de nombre, sino también de estrategias para el combate de la pobreza.

Entre los objetivos citó el mejoramiento de vida de los hogares participantes, implementar acciones afirmativas transformadoras, facilitar la construcción de capacidades para el emprendimiento creativo de las familias, consolidar un sistema de apoyo de acompañamiento y propiciar el empoderamiento y conciencia de derechos.

Mencionó también los componentes del programa, tales como Inclusión Educativa, Seguridad Alimentaria, Apoyo de Emergencia, Inclusión Económica, Vivienda, Identifícate y Supérate Mujer.

Santa Mateo, directora de género, señaló que han trabajado arduamente con las estrategias y están haciendo un proyecto piloto de erradicación del matrimonio infantil y la profesionalización de políticas, para capacitar a las mujeres a fin de reducir la pobreza.

También estuvieron Estefany Hernández, encargada de JOPROSOLID, quien abordó el tema de Joven Supérate, para ejecutar capacidades y empoderamientos para los jóvenes dominicanos, realizando diversas actividades a nivel nacional.

Dijo que el trabajo consiste en convocar a jóvenes de 12-29 años a actividades de capacitación, como talleres y diplomados.

Además, tienen el programa “Bebé, piénsalo bien”, el cual es un simulador de bebe, para evitar el embarazo a temprana edad, lo cual le cambia la vida totalmente.

Y Mélida Sánchez, subdirectora de Asuntos de la Niñez, abordó el tema de la primera infancia, de niños de 0-4 años, donde se le da la primera educación inicial, y el de 5-12, crecer en valores, donde se le inculcan los valores a través de actividades de canto, teatro, deporte y charlas. También el programa de Niños Huérfanos por Feminicidio y el de Prevención, así como los de Uniones Tempranas y Matrimonio Infantil.

Al finalizar el encuentro celebrado en el salón Hugo Tolentino Dipp de este órgano cameral, los legisladores hicieron varias preguntas relativas al programa.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí