Miami.- Los preparativos para demoler lo que queda del edificio que colapsó parcialmente hace once días avanzaban en un Día de la Independencia de Estados Unidos diferente a todos los anteriores en el condado Miami-Dade, aún inmerso en un desastre del que por ahora hay 24 personas muertas y 121 desaparecidas.

La demolición, necesaria por la prevista llegada de la tormenta tropical Elsa al sur de Florida a partir de este lunes, puede hacerse en cualquier momento, dijo este domingo la alcaldesa de Miami-Dade, Daniella Levine Cava, en una rueda de prensa.

Las tareas de búsqueda y rescate entre los escombros están suspendidas desde el sábado debido a la demolición, por lo que hoy no hubo cambios en las cifras de muertos y desaparecidos.

La rueda de prensa no se celebró como es habitual desde el derrumbe ocurrido el 24 de junio cerca del edificio Champlain Towers South de Sufside, sino en el centro en Doral (Miami-Dade) desde donde se manejan las emergencias meteorológicas que se producen durante la llamada temporada de huracanes.

ELSA Y LA DEMOLICIÓN

Miami-Dade no está en el cono de trayectoria pronosticado para Elsa, pero sí lo están los cayos de Florida y la costa oeste de Florida, incluido el extremo noroeste del estado, pero las condiciones meteorológicas no serán buenas de todas las maneras en los primeros días de la semana entrante, según destacó el gobernador del estado, Ron DeSantis, al pedir a los floridanos que se preparen y se mantengan a salvo.

Levine Cava aseguró que los rescatistas volverán al trabajo sin demora en cuanto se haya producido la demolición y las condiciones sean seguras para ello.

Según la alcaldesa, el derribo del edificio siniestrado va a permitir ampliar la búsqueda de víctimas a zonas hasta ahora vedadas por el riesgo de que la estructura aun en pie cayera sobre los rescatistas.

El método que se va a utilizar para hacer caer de manera controlada la estructura de 12 plantas y 40 años de antigüedad consiste en detonaciones de explosivos no muy potentes en lugares estratégicos para propiciar que sea la fuerza de gravedad la que haga el grueso del trabajo.

Según informó previamente el jefe de los equipos de rescate de los bomberos de Miami-Dade, Ray Jadallah, los especialistas encargados de la demolición estaban hoy perforando pequeños hoyos en los cimientos del edificio para luego colocar en ellos los explosivos que serán detonados.

En una reunión que tendrá lugar hoy se definirá con exactitud cuando se procederá a la demolición.

Levine Cava se refirió de una manera muy emotiva al hecho de que hoy se celebre el Día de la Independencia de Estados Unidos.

UN CUATRO DE JULIO DIFERENTE

Explicó lo que significa a la luz de la efemérides los esfuerzos que se están haciendo en Surfside por ayudar a los sobrevivientes y las familias de las víctimas y los desaparecidos y agradeció a todos los que están participando en la operación.

«La Historia se está escribiendo aquí», dijo la alcaldesa en una intervención que emocionó a los otros participantes en la rueda de prensa según se pudo apreciar en sus rostros.

«El patriotismo no es solo lealtad al país, es lealtad los unos a los otros, a la comunidad a los que están necesitados (…) Al final del día (lo importante es que) nos teneos uno a los otros, dijo la alcaldesa al borde del llanto.

En MIami y Miami-Beach se han cancelado los tradicionales fuegos artificiales del 4 de julio en señal de duelo por las víctimas del derrumbe.

La demócrata Levine Cava, primera mujer que llega a la Alcaldía del condado en su historia, indicó que antes de la demolición se va a tratar de determinar si hay mascotas dentro de lo que queda del edificio y a ponerlas a salvo en caso de que las encuentren.

Algunos de los sobrevivientes han expresado su preocupación por los perros y gatos que tenían y no pudieron sacar con ellos cuando tuvieron que dejar a toda prisa el edificio en medio de la madrugada del 24 de junio, cuando toda el ala noreste se vino abajo en segundos por causas aún no determinadas.

Cincuenta y cinco apartamentos quedaron reducidos a escombros.

También indicó la alcaldesa que los objetos de valor y pertenencias consideradas importantes que quedaron en la parte del edificio aun en pie están guardados y serán entregados a sus propietarios o sus familiares.

IDENTIFICADOS LOS 24 CUERPOS HALLADOS

Las hasta ahora 24 víctimas mortales del derrumbe han sido identificadas. Una de las últimas es Graciela Cattarossi, una arentina de 48 y madre de una niña de 7 años cuyo cuerpo fue extraído de los escombros el jueves pasado.

El padre de la niña Stella Cattarossi es un bombero de la ciudad de Miami que ha estafo apoyando las tareas de búsqueda y rescate que se realizan desde hace once días.

Ente las víctimas y desaparecidos hay personas de muy diversas nacionalidades, como argentinos, cubanos, chilenos, colombianos, uruguayos y venezolanos, además de estadounidenses de origen puertorriqueño.

Levine Cava pidió a las personas que viven cerca de Champlain Towers South que no salgan de sus casas durante la demolición y cierren ventanas y puertas, además de tapar las entradas de aire.

TXT

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí