Santo Domingo,- El Instituto Nacional de Protección de los Derechos del Consumidor (Pro Consumidor) informó este domingo que cerró 13 negocios que vendían bebidas alcohólicas adulteradas.

Los negocios estaban establecidos en Santiago, Santo Domingo Este, Bonao, Higüey, San Pedro de Macorís y San Cristóbal, de acuerdo con un comunicado de Pro Consumidor que, sin embargo, no ofrece los nombres de dichos centros.

En el comunicado, el director de la citada dependencia, Eddy Alcántara, explicó que a los propietarios de estos negocios se les impusieron multas de entre cinco y diez salarios mínimos.

No podrán operar hasta que “realicen las mejoras necesarias para que cesen las malas prácticas detectadas”, indicó.

Dichos negocios, agregó el funcionario, además de las bebidas adulteradas, comercializaban productos vencidos, roídos y sucios.

Desde comienzos de abril, en la República Dominicana han muerto 64 personas por el consumo de bebidas alcohólicas adulteradas con metanol, según datos del Ministerio de Salud Pública.EFE

mf

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí