Río de Janeiro,- La estatal petrolera Petrobras, la mayor empresa de Brasil, produjo en 2020 una media diaria de 2,84 millones de barriles de petróleo y gas equivalentes, un 2,4 % más que lo registrado en 2019, y la mayor cifra desde 2015, pese a la crisis provocada por la pandemia del coronavirus.

En el cuatro trimestre de 2020, la media fue de 2,68 millones de barriles de petróleo y gas equivalentes, una reducción de 9,1 % en relación con el trimestre anterior por los ajustes que tuvo que realizar la compañía por la pandemia.

“Petrobras tuvo su mejor desempeño operativo en 2020, superando importantes desafíos derivados de la pandemia, la contracción de la demanda mundial de combustibles y los bajos precios”, señala el balance.

De acuerdo con el informe, el año pasado se obtuvo un récord de producción anual récord desde 2015 cuando Petrobras tuvo una media diaria de 2,79 millones de barriles de petróleo y gas equivalente.

En el informe de producción y ventas divulgado este martes, la compañía atribuyó el resultado al mejor desempeño de varios pozos del presal, el universo de explotación en aguas muy profundas del océano Atlántico y cuyas gigantescas reservas pueden convertir a Brasil en uno de los principales exportadores mundiales del crudo.

En 2020, la producción de los campos del presal fue de 1,86 millones de barriles de petróleo y gas equivalentes, con una participación del 66 % en la producción total.

Petrobras destacó el aumento de la producción de petróleo en las plataformas P-74, P-75, P-76 y P-77 de Búzios, uno de los principales campos de presal en Brasil.

En un año donde se registró más oferta que demanda del crudo, la estatal petrolera dijo que el manejo que dio a sus reservas permitió reducir los inventarios en 8 millones de barriles de petróleo en 2020.

“Este enfoque en la asignación eficiente de recursos -como lo demuestra la racionalización de nuestras oficinas fuera de Brasil- junto con una mayor integración entre logística, marketing y ventas resultó en exportaciones récord de petróleo y crudo combustible, compensando la contracción de la demanda doméstica, principalmente en el segundo trimestre de 2020”, señala el informe.

De acuerdo con el documento, las exportaciones de petróleo tuvieron un papel “fundamental” durante los peores momentos de la pandemia, al permitir la generación de efectivo en un momento crítico y evitar pérdidas de producción.

En abril, cuando la pandemia del coronavirus estaba en su primer pico en Brasil, la compañía exportó 1 millón de barriles por día.

En su balance, Petrobras señala que pese a la pandemia, las ventas de productos derivados del petróleo se mantuvieron en un nivel similar al de 2019 y fue posible gracias al aumento de las exportaciones, especialmente de crudo combustible bajo en azufre (con un récord anual de 194.000 barriles por día en 2020), asociado a nuevas acciones comerciales implementadas en 2020, como subastas de diesel y gasolina.

No obstante, en el cuarto trimestre hubo una ligera caída al exportar 852.000 mil barriles de petróleo y gas equivalente por día, un 1,6 % menos a las del mismo período de 2019.

Así las cosas, el saldo comercial de petróleo y derivados fue positivo para Petrobras en 2020, con exportaciones de 957.000 barriles de petróleo y gas equivalente por día, un 30,2 % más que en 2019.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí