París.- La prensa francesa se despidió este jueves del futbolista Diego Maradona, fallecido el miércoles a los 60 años, dedicándole portadas enteras y con ediciones especiales en las que recuerdan sus hazañas deportivas y su atracción por la autodestrucción.

El diario deportivo L’Équipe lo lleva en su cubierta bajo el titular “Dios ha muerto” (Diego Armando Maradona 1960-2020), y ensalza en sus páginas un jugador de excepción, “personaje inimitable y genio autodestructor”.

El principal periódico deportivo francés dedica la mitad de su edición a recordar al argentino, al que describe como un hombre llegado de la calle que registró logros “inmensos” pero que vivió “atraído por las tinieblas”, y habla también de sus relaciones políticas con el socialismo latinoamericano, su paso por Nápoles y sus proezas en el Mundial de 1986.

“Maradona en las manos de Dios”, reza la portada del diario generalista Le Parisien, que recupera sus aventuras futbolísticas y una vida caótica que sus fans supieron perdonar.

“El Pibe de Oro era un rebelde, uno de verdad”, dice el editorial.

“El ‘Dios’ del fútbol ha muerto”, titula Le Monde su web, donde señala que la muerte del jugador reavivará los “profundos antagonismos entre los aficionados al fútbol”.

“El autor de la ‘mano de Dios’, el protegido de la mafia napolitana, el amigo de Fidel Castro y de Hugo Chávez, el cocainómano incurable, no fue un niño del coro ni un modelo de virtud”, escribe Le Monde, que asegura que Maradona será recordado como uno de los mayores jugadores de la historia.

Con el joven futbolista de espaldas en el terreno, Libération, conocido por sus estéticas portadas, escribe hoy “Celeste” bajo la foto y recuerda un jugador “sobrenatural”, conocido a partes iguales por sus geniales pases como por sus excesos.

Más escueto es el conservador Le Figaro, que le dedica una esquina de su cubierta y le reserva una página en su interior para hablar de los “éxitos y excesos” del Pibe de Oro.

La prensa regional francesa también lo recuerda con titulares como “Adiós”, en L’Indépendent, con sede en Perpiñán, “Adiós Diego”, en el caso de Le Télégramme, mientras que el Monaco Matin se despide así: “Una estrella en el cielo”.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí