Santo Domingo.- La Cámara de Diputados de la República Dominicana aprobó este miércoles por unanimidad un proyecto de ley para erradicar el matrimonio infantil en el país, que en la actualidad permite los enlaces de niñas a partir de los 15 años.

La iniciativa fue aprobada de urgencia en dos votaciones consecutivas, y ahora se remite al Senado, cámara que también deberá aprobarlo por unanimidad ya que todas la fuerzas políticas han alcanzado un consenso para erradicar esta práctica.

El 36 % de las niñas y adolescentes dominicanas se casan o se unen antes de los 18 años, según datos oficiales, lo que supone la tasa más elevada de América Latina y el Caribe.

En el 12 % de las uniones, la novia tiene menos de 15 años, la edad mínima actualmente permitida por ley, cifra que duplica la media de bodas antes de los 15 años en América Latina, que es del 5 %, según datos de Unicef.

El nuevo proyecto legislativo propone modificar el artículo 144 y derogar el artículo 145 del Código Civil, relativos a la edad para contraer matrimonio, así como cualquier disposición legislativa que atente contra esta modificación.

La violación de esta ley será castigada con multas de 50 a 100 salarios mínimos y la imposición de una pena menor de reclusión de 2 a 5 años, además de anular el matrimonio.

La votación se produjo tras introducir algunas modificaciones sobre el texto original, fundamentalmente en relación con la terminología, con el objetivo de cambiar la expresión matrimonio infantil por otras como unión temprana o unión de un menor de 18 años.

Los legisladores de los diferentes partidos que intervinieron en la sesión abogaron por la aprobación de la iniciativa y aludieron a las consecuencias del matrimonio infantil, así como a las distintas convenciones internacionales a este respecto suscritas por la República Dominicana.

Sin embargo, el diputado oficialista Eugenio Cedeño, aunque señaló que votaría a favor del proyecto, opinó que esta es “una ley ineficaz e, incluso, innecesaria” porque en el país “no hay matrimonio infantil” sino uniones tempranas, y plantearlo así supone vender la República Dominicana como “un país pedófilo”.

Otros diputados hicieron notar la necesidad de complementar la modificación de la ley con medidas de carácter educativo y de concienciación en materia sexual para evitar el embarazo adolescente, íntimamente vinculado a las uniones tempranas, sean o no formales, así como otras políticas públicas para trabajar el tema de manera integral.EFE

mmv/mp

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

La moderación de comentarios está activada. Su comentario podría tardar cierto tiempo en aparecer.