Washington,- La vicepresidenta electa de EE.UU., Kamala Harris, reaccionó en Twitter a las proyecciones de los grandes medios que le dan la victoria a ella y al presidente electo, Joe Biden, diciendo que hay “mucho trabajo por delante” y es hora de empezarlo.

“Estas elecciones son mucho más que sobre Joe Biden o sobre mí. Se trata del alma de EE.UU. y nuestra voluntad de luchar por ello. Tenemos mucho trabajo por delante, empecemos”, afirmó en Twitter.

Harris acompañó su mensaje de un video de casi dos minutos en el que se ven a diferentes estadounidenses y que tiene la banda sonora de la canción “America The Beautiful” de Ray Charles.

La hasta ahora senadora por el estado de California hizo historia este sábado al convertirse en la primera mujer elegida jamás como vicepresidenta de EE.UU., según las proyecciones de los principales medios de comunicación.

Harris, de 56 años, hija de padre jamaicano y madre india, será además la primera mujer negra que ocupará la Vicepresidencia de EE.UU., cuando Biden y ella lleguen a la Casa Blanca el 20 de enero de 2021.

“Es la primera. Pero no será la última”, tuiteó Emily’s List, la mayor organización de EE.UU. dedicada a reclutar, entrenar y apoyar las candidaturas de mujeres demócratas a todos los niveles.

Las principales cadenas de televisión proyectaron la victoria de Biden y Harris poco antes de las 11:30 de la costa este (16:30 GMT), cuando Biden amplió su ventaja en Pensilvania a más de 30.000 votos sobre el presidente estadounidense, Donald Trump.

Poco antes, Trump había proclamado en Twitter que había ganado la reelección “por mucho”, algo falso.

Actualmente, Biden suma 284 delegados o 273, dependiendo de si se toma en cuenta Arizona o no, donde algunos medios no han proyectado todavía su victoria allí, lo que sí que hicieron otros la noche electoral como la agencia AP y Fox News; mientras que Trump tiene 214.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

La moderación de comentarios está activada. Su comentario podría tardar cierto tiempo en aparecer.