Londres,- El primer ministro británico, Boris Johnson, pidió este domingo a la población que actúe “sin miedo” pero con “sentido común” ante la pandemia y destacó la necesidad de mantener un equilibrio entre salvar vidas y proteger la economía.

“Lo mejor que podemos hacer ahora para todos los que han sufrido en el curso de esta pandemia es hacer que llegue a su fin de la manera más rápida posible”, declaró Johnson al programa del periodista Andrew Marr de la cadena pública BBC.

El “premier” se mostró optimista de que en los próximos meses la “ecuación científica cambiará, ya sea con vacunas o tests” del coroavirus y “habrá progresos en la lucha contra el virus”.

Insistió en que hay “esperanzas” de que “las cosas sean significativamente diferentes para la Navidad”, si bien adelantó que el país afrontará un “invierno duro” .

“Será difícil hasta Navidad y tal vez incluso más allá” de las fiestas, resaltó el primer ministro, que en las últimas semanas dispuso nuevas medidas restrictivas en Inglaterra por el fuerte aumento de contagios de la COVID-19, sobre todo en el norte inglés.

“Entiendo la fatiga que la gente está experimentando, pero tenemos que trabajar juntos, seguir las directrices y bajar (los casos) del virus mientras mantenemos la economía en marcha”, añadió.

El jefe del Gobierno admitió que no quiere alimentar “innecesariamente” las esperanzas sobre las vacunas.

“Es posible que hagamos progresos significativos sobre una vacuna este año. He visto a los científicos de AstraZeneca en Oxford y parecen estar haciéndolo fantásticamente bien”, dijo.

“Pero no quiero aumentar las esperanzas de la gente sobre la vacuna innecesariamente porque hay una posibilidad pero no es certera”, agregó el político conservador sobre la vacuna que desarrollan la Universidad de Oxford y esa farmacéutica.

También te podría interesar:   Tras un largo mes de confinamiento, comienza la desescalada en Israel

El Reino Unido ha registrado en las últimas horas al menos 12.872 contagios y 49 muertes de la COVID-19, con lo que el número total de casos de la enfermedad llegan a 480.017 desde el comienzo de la pandemia, según datos divulgados este domingo por el Gobierno.

Con los 49 nuevos muertos, el número de fallecidos tras contraer COVID-19 asciende a 42.317 desde el comienzo de la pandemia.

El fuerte salto de contagios el sábado contrastan con los contabilizados en días previos, entre 6.914 y 7.108.

El Gobierno británico anunció el jueves medidas restrictivas en Liverpool y otras áreas del norte de Inglaterra, como la prohibición de reuniones entre personas que viven en distintos hogares, para contener el fuerte ascenso de contagios de la COVID-19.

Además, el Gobierno impuso recientemente nuevas medidas en Inglaterra, como la prohibición de reuniones con más de seis personas y el cierre de bares y restaurantes a partir de las 10 de la noche, para frenar el avance de la segunda ola de la COVID-19, que está afectando particularmente el noroeste y noreste inglés.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

La moderación de comentarios está activada. Su comentario podría tardar cierto tiempo en aparecer.