San José,- Costa Rica mantuvo este domingo la tendencia al alza en hospitalizaciones, tanto en sala como en cuidados intensivos, al igual que en la cantidad de muertes diarias por COVID-19 que ya suman en total 62, en pleno apogeo de la segunda ola pandémica.

El ministro de Salud, Daniel Salas, dio en conferencia de prensa su pésame a las familias de las 8 víctimas mortales que se han registrado en las últimas 24 horas e hizo un llamado a la población para que reflexione al respecto.

“No veamos esto como una cifra, se trata de personas, de familias y vidas que debemos llorar como sociedad”, declaró el funcionario.

Con las 8 muertes reportadas en las últimas 24 horas, el total asciende a 62 desde que en el país se detectó el primer caso el pasado 6 de marzo.

Las victimas tenían edades de entre 23 y 94 años, y la mayoría padecía factores de riesgo como hipertensión arterial, obesidad, enfermedades pulmonares, tabaquismo, así como la edad.

Estas ocho muertes es la cifra diaria más grande que ha habido en Costa Rica durante la pandemia, superando a las 7 reportadas el sábado.

Este domingo hay 241 personas hospitalizadas, de las cuales 44 se encuentran en unidades de cuidados intensivos, ambas cifras también son las más altas que el país ha tenido durante la pandemia.

En cuanto a los nuevos casos Costa Rica sumó este domingo 563, con lo que se mantiene una tendencia de entre 400 y 600 casos nuevos diarios en la última semana.

Este domingo terminan 11 días de un cierre casi total de actividades económicas en el centro del país, que incluye el área metropolitana y la capital San José, con lo que las autoridades esperan en los próximos días comenzar a ver una reducción de casos e idealmente recuperar el trazo epidemiológico del virus.

También te podría interesar:   Brasil se adhiere a la plataforma global Covax y libera recursos por 454,5 millones de dólares

A partir del lunes las autoridades permitirán una mayor circulación de vehículos y la apertura limitada de algunas actividades económicas en los cantones declarados en alerta naranja, entre los que están los del área metropolitana.

Sectores empresariales y algunos alcaldes se han quejado en los últimos días por las medidas de cierre y han exigido mayor apertura de negocios como tiendas y restaurantes.

“Si no tuviéramos las medidas esa cantidad (de hospitalizaciones, contagios y muertos) estaría mucho más arriba. Cuando se sale de control lo sanitario, si tenemos un colapso de los servicios de salud, inmediatamente lo económico también sufre. Estamos en una encrucijada muy difícil en la que si permitimos la apertura como muchos desean, los servicios de salud van a colapsar y tendremos muchísimos más fallecidos”, expresó el ministro Salas.

El funcionario dijo que el Gobierno entiende que con las medidas sanitarias y restrictivas existe una afectación a la economía y que ello “duele mucho”, pero matizó que “si la gente se empieza a morir en las calles no habrá actividad económica” porque nadie va a querer salir.

Desde la detección del primer caso de COVID-19 el pasado 6 de marzo, Costa Rica contabiliza 11.114casos positivos, de los cuales hasta el momento se han se han recuperado 2.966 y han fallecido 62.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

La moderación de comentarios está activada. Su comentario podría tardar cierto tiempo en aparecer.