México.- El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, partió este martes en un avión comercial rumbo a Washington para reunirse con su homólogo estadounidense Donald Trump.

El mandatario llegó alrededor de una hora antes del despegue a la terminal 2 del Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México, tras seguir una ruta un tanto diferente a la habitual y jugar al despiste con los medios de comunicación, entrando por la pista.

Abordó un vuelo de Delta Air Lines que debe despegar sobre las 1.35 pm (2.35 pm EST) con una escala a Atlanta (Georgia) para arribar a Washington D.C. en la noche, según medios locales.

Como anécdota, y a raíz de las normativas establecidas, López Obrador fue visto por primera vez con cubrebocas tras el arribo de la pandemia a México el 28 de febrero.

En la terminal 2 se habían instalado vallas para facilitar la llegada de López Obrador y parte de su comitiva, encabezada por el canciller, Marcelo Ebrard, y la ministra de Economía, Graciela Márquez, quien llegó una hora antes que el mandatario a esta misma terminal y entró por la puerta principal.

En su típico coche, un Jetta blanco, López Obrador había salido de Palacio Nacional pasado el mediodía y llevó a cabo un trayecto de alrededor de cuarenta minutos.

Varios medios de comunicación siguieron al presidente en motocicleta durante el trayecto, un reflejo de la enorme expectación que genera en México este viaje, el primero al extranjero de López Obrador desde que asumió la Presidencia el 1 de diciembre de 2018.

Este 8 de julio, el mandatario, junto a una comitiva encabezada por el canciller, Marcelo Ebrad, y la ministra de Economía, Graciela Márquez, depositará en la mañana ofrendas florales frente al monumento del histórico presidente de Estados Unidos Abraham Lincoln y al de México, Benito Juárez.

También te podría interesar:   Las primeras vacunas estarían listas hacia diciembre, dice científico hondureño

Por la tarde del miércoles, López Obrador se trasladará a la Casa Blanca para un encuentro privado con su homólogo estadounidense y una segunda reunión entre ambos mandatarios con sus respectivas comitivas.

La agenda de trabajo concluirá con una cena que ofrece Trump a López Obrador y a su séquito, así como a un grupo de empresarios de ambos países.

El motivo principal del viaje es la celebración de la entrada en vigor el 1 de julio del Tratado entre México, Estados Unidos y Canadá (T-MEC), un convenio comercial indispensable para México.

No obstante, se espera que se aborden otros temas -algunos más polémicos como la política migratoria estadounidense- debido a la estrecha relación que une a ambas naciones.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

La moderación de comentarios está activada. Su comentario podría tardar cierto tiempo en aparecer.