Panamá,- Panamá reportó este domingo 1.166 casos y 27 muertes por COVID-19 en las últimas 24 horas, lo que elevó hasta 38.149 los contagios confirmados y a 747 los fallecidos por la enfermedad en 119 días de pandemia.

Hay 996 pacientes hospitalizados, 843 en las unidades de cuidados intensivos (UCI) y 843 en sala general, mientras 18.420 se encuentran en aislamiento domiciliario, de ellos 661 en hoteles que funcionan como hospitales.

Desde el pasado 9 de marzo, cuando se detectó el primer caso de la enfermedad provocada por el nuevo coronavirus SARS-CoV-2, se han realizado 144.918 pruebas de detección, con 3.635 aplicadas en las últimas 24 horas, para una positividad del 32 %.

La tasa de letalidad del COVID-19 es del 1,96 %, dijo este domingo el Ministerio de Salud, por encima del 1,87 % del pasado 1 de julio, pero entre las más bajas del continente americano.

Panamá vive desde hace más de un mes una escalada de casos y está en la fase 4 de la pandemia.

El Ministerio de Salud sostuvo que la estrategia para enfrentar esta crisis incluye centros de trazabilidad en todo el país, y sumar a las autoridades locales y a las organizaciones comunales para que la población tenga una participación que ayude a que las acciones contra la propagación de la enfermedad sean más efectivas.

La provincia de Panamá, donde está la capital, y la aledaña de Panamá Oeste, son las que registran la más alta incidencia de la COVID-19, y por ello son las únicas con fuertes restricciones a la movilidad, mientras que en el resto del país rige solo un toque de queda nocturno.

También te podría interesar:   La aerolínea de bandera de Hong Kong pierde 1.118 millones de euros hasta junio

Panamá continúa con una lenta reactivación de actividades económicas, aunque el comercio no esencial, restaurantes, hoteles, la educación y los eventos culturales y deportivos siguen cerrados.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

La moderación de comentarios está activada. Su comentario podría tardar cierto tiempo en aparecer.