Londres.- La reina Isabel II ha agradecido el papel de las Cámaras de Comercio Británicas (BCC) al “defender el comercio y reconstruir comunidades” durante la pandemia generada por la COVID-19, que ha obligado a muchos negocios a redoblar su actividad y a otros a paralizarla temporalmente.

En un mensaje remitido este viernes a la BCC, la soberana ha mostrado su “gran orgullo” por la contribución que las organizaciones empresariales han llevado a cabo en los últimos meses, después de que esta semana abrieran los comercios de productos no esenciales en Inglaterra, como parte del proceso de desescalada iniciado por el Gobierno británico.

“A medida que muchas organizaciones en todo el país están reabriendo, envío mis mejores deseos y apoyo a las comunidades empresariales del Reino Unido, la Commonwealth y todo el mundo”, afirmó la monarca, que además regenta el patronazgo de la BCC.

“En un momento de gran dificultad para muchos, es conmovedor ver la respuesta cívica y la generosidad de tantas empresas, pequeñas y grandes, a los desafíos planteados, ya sea para apoyar al sector de la salud o las comunidades vulnerables”, añadió.

La baronesa Ruby McGregor-Smith, presidenta de la BCC, agradeció las palabras de Isabel II y dijo que suponían un “gran impulso moral” para las comunidades empresariales que se han visto afectadas por la pandemia.

“Agradecemos que Su Majestad haya reconocido el papel crucial que desempeñan las cámaras de comercio en el apoyo a las empresas y las comunidades durante la pandemia a medida que reiniciamos, reconstruimos y reavivamos la economía”, señaló.

Como parte del plan para reactivar la economía tras el parón al que obligó la propagación del virus, los negocios de productos no esenciales de Inglaterra abrieron sus puertos el pasado lunes, una semana después de que lo hicieran en Irlanda del Norte, mientras que en Gales reabrirán el lunes y en Escocia lo harán en dos semanas.

El sector de la hostelería en Inglaterra deberá esperar al menos hasta el 4 de julio para retomar su actividad.

Isabel II, de 94 años, reapareció el pasado sábado en público, por primera vez desde que se decretó el confinamiento el 23 de marzo, con motivo de la celebración de su cumpleaños oficial en el castillo de Windsor, donde ha pasado el periodo de aislamiento.

En estos últimos meses, la jefa del Estado pronunció dos importantes discursos al país para mostrar su apoyo a la población con motivo de la propagación del coronavirus, y recordar el 75 aniversario del Día de la Victoria, la derrota de la Alemania nazi al término de la Segunda Guerra Mundial.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

La moderación de comentarios está activada. Su comentario podría tardar cierto tiempo en aparecer.