Santo Domingo.- La Corporación del Acueducto y Alcantarillado de Santo Domingo (Caasd) informó este martes de que su producción de agua potable se redujo en 73 millones de galones al día, lo que afecta, principalmente, al municipio Santo Domingo Este.

Esta merma en la producción de agua potable, que actualmente es de 347 millones de galones diarios, se debe a la falta de lluvias, lo que mantiene los caudales de los ríos que abastecen sus acueductos, indicó el director general de la Caasd, Alejandro Montás.

Mediante un comunicado de prensa, Montás señaló que más de 45 sectores en Santo Domingo Este registran dificultades en el servicio debido al déficit en la producción del Acueducto Oriental o Barrera de Salinidad.

“En condiciones normales este sistema de agua potable debe aportar 88 millones de galones por día y hoy está produciendo unos 26 millones. Solamente en este acueducto estamos teniendo unos 62 millones de galones menos”, detalló.

Entre los sectores afectados en el citado municipio están Isabelita I y II, Corales del Sur, Reparto Los Tres Ojos, Los Tres Ojos, Brisa del Este, Valle del Este, Franconia, Amanda I y II, La Esperanza, Paraíso Oriental, Nuevo Amanecer, El Rosal, residencial Italia, La Caña y Villa Faro.

Asimismo, Santa Lucía de Mendoza, Los Frailes, El Almirante, Prados de la Caña, Los Alpes I, II y III, Carolina, Vecinos Unidos, Ralma, El Naranjo, Sabaneta de San Luis y otros.

El funcionario puntualizó que la producción de los acueductos Isa-Mana, Duey y Haina Manoguayabo también ha disminuido, por lo que sectores del municipio de Santo Domingo Oeste, que son abastecidos por estos sistemas, pueden estar sintiendo algunos niveles de dificultad en el suministro de agua potable.

Para mitigar esta problemática, la Caasd ha puesto al servicio de la ciudadanía una flotilla de más de 100 camiones cisterna para atender a los sectores más vulnerables y apuntó que la institución está trabajando 24 horas al día para reducir los efectos de esta situación.

Montás recordó el llamado a la ciudadanía a hacer un uso racional del agua potable y entender que esta situación trasciende a la voluntad de la institución, pues es producto de la sequía.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here