Ávila,  (EFE).- Un total e nueve orejas y un rabo se cortaron hoy en el festival taurino celebrado hoy en Ávila con motivo de la festividad de Santa Teresa y en el que parte de la recaudación iba destinada a ASPACE, asociación para la atención a personas con parálisis cerebral.

Los mejores pasajes corrieron a cargo de Finito de Córdoba, Manuel Escribano y Emilio de Justo, que cortaron dos orejas cada uno, y, sobre todo, Ginés Marín, que paseó los máximos trofeos de su novillo.

Se lidiaron novillos de Salvador Domecq, aceptablemente presentados, blanditos y de buen juego.

Juan Serrano “Finito de Córdoba”, dos orejas.

Manuel Escribano, que sustituía a Cayetano, dos orejas.

Emilio de Justo, dos orejas.

Ginés Marín, dos orejas y rabo.

El novillero Daniel Barbero, oreja.

El becerrista Daniel Rivas, de la escuela de Navas del Rey, lidió una becerra en último lugar y, sin la presidencia ya en el palco, la compartió con otros dos compañeros. Todos dieron la vuelta al ruedo.

La plaza registró más de media entrada. EFE

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here