El Vaticano abrió oficialmente el lunes el debate sobre permitir la ordenación de hombres casados como sacerdotes en zonas remotas de la Amazonía, donde hay tan pocos católicos que los feligreses pueden pasar semanas o meses sin ir a misa.La propuesta estaba en un documento de trabajo publicado el lunes, en preparación de una cumbre de obispos suramericanos en la Amazonía convocada para octubre.

El documento, preparado por el Vaticano basándose en propuestas de la región, afirma que el celibato es un don para la Iglesia. Pero sugiere que la institución estudia “la posibilidad de la ordenación de sacerdotes para hombres mayores, preferiblemente indígenas y respetados y aceptados por sus comunidades, incluso si tienen familias estables, para las zonas más remotas de la región”.

El papa Francisco, el primer pontífice latinoamericano de la historia, se ha centrado en las dificultades sacramentales y medioambientales de las comunidades amazónicas.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here