Santo Domingo (EFE).-  Kelvin Francisco Núñez Morel, conocido por su personaje del payaso Kanqui, negó las imputaciones que le hacen de que opera una red de pornografía infantil.

Así lo expresó minutos después de su arribo al país procedente de la ciudad de Nueva York para encarar acusaciones ante el Ministerio de Público de Santiago en la que aseguran haber sido violados por el popular animador de televisión infantil.

“Eso me preocupa bastante y me alivia un poco, porque no tengo nada que ver con eso (red de pornografía). Yo estoy dispuesto a colaborar y estoy consciente de que esa red no tiene nada que ver conmigo”, dijo.

Ayer dos entidades que agrupan a payasos dominicanos solicitaron este lunes una “investigación exhaustiva” dirigida a esclarecer las acusaciones de las autoridades contra uno de sus miembros más populares en el país, a quien el Ministerio Público acusa de abusar sexualmente de al menos tres menores de edad.

La Unión de Payasos Dominicanos (Unapadom) y la Asociación de Payasos Dominicanos (Asopado) reprobaron cualquier acción que afecte la integridad de los niños y apuntaron que desde sus inicios los payasos están llamados a ser agentes emocionales positivos de la sociedad, en especial para la niñez.

“Condenamos cualquier manifestación de violencia en sus diferentes vertientes en contra de niños y adolescentes en el país como en el mundo”, indicaron las entidades en un comunicado.

Este domingo, un juez de la ciudad dominicana de Santiago (norte), emitió una orden de arresto contra Kelvin Francisco Núñez Morel, mejor conocido como el payaso “Kanqui”, quien abandonó el país el jueves pasado.

El payaso “Kanqui” fue arrestado la noche de este lunes a su llegada al país por el Aeropuerto Internacional del Cibao de Santiago, en un vuelo procedente desde Estados Unidos, informó la Fiscalía de esa ciudad.

El Ministerio Público destacó, en un comunicado, que solicitará a la Oficina Judicial de Servicios de Atención Permanente de Santiago que le sea impuesta la medida de prisión preventiva, al asegurar que cuenta con varias evidencias que lo vinculan a los “graves delitos” que habría cometido contra los menores de edad.

La decisión del magistrado Jesús María Díaz Ramírez fue tomada tras acoger una petición en ese sentido formulada por la Fiscalía de Santiago, luego de recibir varias denuncian de supuestos casos de violación y abusos sexuales del payaso en contra de varios menores.

El caso ha causado gran revuelo en el país, pues “Kanqui” produce y conduce desde hace varios años el programa televiso semanal “Kanquimanía”, muy popular en la ciudad de Santiago.

Este lunes, la empresa de televisión que difunde ese programa infantil emitió un comunicado en el que suspende el contrato a “Kanqui” para emitir el espacio.

“Ante la denuncia de estos hechos que riñen con la ley, la moral y las buenas costumbres, Teleuniverso rescindió el acuerdo del programa ‘Kanquimanía'”, precisó la empresa.

Los payasos dominicanos solicitaron a la ciudadanía no generalizar en torno a lo sucedido con “Kanqui”, al considerar que se trata de un caso particular.

“Los payasos somos hijos, padres, hermanos y amigos, por lo que al igual que todos ustedes nos sentimos tristemente afectados”, afirmaron. EFE

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí