Santo Domingo,- Un sindicato del transporte público dominicano dejó sin efecto una prohibición a sus afiliados de brindar el servicio a haitianos, sin importar su estatus migratorio, ante la avalancha de críticas que provocó la medida por parte de diversos sectores, que la calificaron de abusiva y discriminatoria.

La medida fue anunciada el miércoles por Antonio Marte, presidente de la Confederación Nacional de Confederaciones del Transporte (Conatra), uno de los principales sindicatos de transporte colectivo del país, bajo el argumento de que no quiere “inconvenientes” con las autoridades.

En un mensaje difundido en Twitter, Marte aseguró que tomó esta decisión en los autobuses de Conatra porque diez autobuses de ese sindicato están retenidos por las autoridades desde hace varios meses por montar pasajeros haitianos indocumentados.

Sin embargo, anoche, a través de la misma vía, el empresario anunció que la medida quedó sin efecto y pidió disculpas, aunque aseguró que la situación es “desesperante”.

Marte explicó que tras “escuchar el sentir nacional, la consulta hecha con las autoridades y los medios de comunicación, hemos decidido echar atrás la medida que, sin lugar a dudas, iba a afectar a la población inmigrante”.

La iniciativa provocó una polémica y la directora ejecutiva del Instituto Nacional de Tránsito y Transporte Terrestre (Intrant), Claudia Franchesca de los Santos, advirtió ayer de que la entidad “adoptará todas las medidas necesarias para prevenir y combatir la discriminación que ocurra en el sector del transporte”.

El procurador general, Jean Alain Rodríguez, confirmó ayer a la prensa que varios chóferes están detenidos y otros cumplen medidas de coerción por el trasiego ilegal de haitianos en frontera entre la República Dominicana y Haití.

También te podría interesar:   Paliza reitera que no se impondrá ninguna medida que afecte a la población

El anuncio de Marte recibió una avalancha de críticas por parte de políticos, personalidades y funcionarios, entre ellos, el embajador dominicano en Estados Unidos, José Tomás Pérez, quien a través de Twitter escribió: “Conatra prohíbe montar haitianos en sus autobuses, sean legales o ilegales. ¿Pero hasta donde se puede llegar con el odio?”.

“Imagínense que el tren de NY prohíba montar a dominicanos. La soberanía nacional no se defiende de esa manera”, agregó.

Por su lado, Vinicio Castillo Semán, de la minoritaria Fuerza Nacional Progresista (FNP), fuerte crítico de la migración ilegal, señaló en Twitter que “negarle servicio de transporte a un extranjero que esté legalmente en RD , sea haitiano o de cualquier nacionalidad, es un abuso”.

“Si es ilegal, lo que procede es dar parte a autoridades de migración”, apuntó

Según datos oficiales, la población extranjera residente en la República Dominicana asciende a 847.979 personas y el 88,5 % de esta es nacida en Haití o es descendiente de inmigrantes haitianos. EFE

mf/cjn

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

La moderación de comentarios está activada. Su comentario podría tardar cierto tiempo en aparecer.