Santo Domingo,  (EFE).- El ministro de Relaciones Exteriores, Miguel Vargas Maldonado, afirmó hoy que la labor desempeñada en el país durante casi cuatro años por monseñor Jude Thaddeus Okolo, como nuncio del papa Francisco, sobrepasó positivamente las expectativas que produjo su llegada, dejando una imagen amable, grata y competente.

Vargas produjo esta consideración al encabezar la ceremonia celebrada en la sede de la Cancillería, en la que impuso la condecoración de la Orden al Mérito de Duarte, Sánchez y Mella, en el Grado de Gran Cruz Placa de Plata, otorgada por el presidente Danilo Medina mediante decreto 216-17.

Okolo recibe la distinción al término de su misión diplomática, en reconocimiento a labor desempeñada en favor del fortalecimiento de las relaciones entre República Dominicana y la Santa Sede, y su decanato del cuerpo diplomático acreditado en el país. El religioso representará El Vaticano en Irlanda.

«El nuncio que despedimos hoy no sólo ha sobrepasado positivamente las expectativas que produjo su llegada, sino que deja una imagen amable, grata y competente: la del hombre humilde, fiel a sus raíces étnicas y convicciones religiosas», dijo el canciller.

Agrego, que Okolo también deja en el país la imagen del sacerdote avezado, cuidadoso y cauto, capaz de enfrentar situaciones espinosas en una colectividad diplomática de alta delicadeza de la cual él es el decano por tradición y reconocimiento a la Iglesia católica.EFE

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí