Voz de América – Redacción. El gobierno federal en la capital de la nación permanece cerrado este jueves ante la llegada de una nueva tormenta invernal que podría dejar entre 10 y 20 centímetros de nieve.

El sistema es parte de un frente que ha dejado fuertes lluvias, hielo y nevadas en una gran porción de los Estados Unidos, desde Texas hasta la costa este del país.

Las previsiones meteorológicas apuntan a que las temperaturas caerán en buena parte del sur de Estados Unidos a entre -1 y 7 grados centígrados durante 24 horas debido a otro frente procedente del Ártico.

Las precipitaciones iniciaron el miércoles por la tarde como lluvia pero se espera que con la entrada del frente frío se convierta en nieve a partir de la media mañana de hoy y hasta las 7 de la noche.

Casi todos las escuelas del área metropolitana de Washington, incluyendo las de Maryland y Virginia, estarán cerradas, mientras cientos de vuelos han sido suspendidos.

Algunos lugares podrían marcar mínimos históricos para esta época del año, como Nashville y Louisville, en Kentucky, donde los termómetros podrían marcar menos de -12 grados centígrados.

Los estadounidenses esperan que esta sea la última tormenta de la temporada que ha sido especialmente extrema con récords de precipitaciones en forma de nieve y bajas temperaturas a todo lo largo del país.

Los meteorólogos prevén que las temperaturas se recuperen a partir del fin de semana, cuando se registren entre 12 y 17 grados centígrados

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí