New York, Boston y otras regiones del noreste de Estados Unidos están paralizadas, tras el paso de la tormenta invernal Juno.
Más 6.500 vuelos hacia y desde el noreste de Estados Unidos y algunas zonas de Canadá fueron cancelados el lunes, en anticipación de los que los meteorólogos habían advertido serían cantidades de nieve “paralizantes”.
Las autoridades estadounidenses decretaron el estado de emergencia en los estados de New York, New Jersey, Rhode Island, New Hampshire, Connecticut y Massachusetts.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí