Santo Domingo.- El presidente Danilo Medina vetó el proyecto de ley que declara a loma Miranda como Parque Nacional, al destacar, en carta remitida al Senado, que la iniciativa contraviene la Constitución en aspectos de seguridad jurídica, ley de minería y tratados internacionales firmados por el país.

Las violaciones a la Carta Magna, asegura Medina, también incluyen la del propio proyecto cuando, enfatiza, no identifica los recursos de donde serían resarcidos los propietarios de terrenos dentro del área declarada como Parque Nacional.

El portavoz y director de Comunicación del Gobierno, Roberto Rodríguez Marchena, dio la información a través de un comunicado leído en directo desde el Palacio Nacional, que fija la posición de Medina en una misiva dirigida a la presidenta del Senado, Cristina Lizardo.

Rodríguez Marchena precisó, no obstante, que la objeción del presidente al proyecto de ley, no significa que el Gobierno esté de acuerdo con la explotación de loma Miranda, o de que haya cambiado su posición expresada el 6 de junio de 2013, cuando el Ministerio de Medio Ambiente detuvo los intentos de la minera Falconbridge de explotar esa montaña ubicada en la provincia La Vega.

La decisión del gobernante está apoyada en las “serias dudas” que le asaltan al estudiar el texto aprobado en el Congreso Nacional y la incompatibilidad que, a su juicio, presenta con respecto a la Constitución de la República.

El proyecto que declara a loma Miranda como Parque Nacional fue aprobado de urgencia en dos lecturas consecutivas por el Senado el jueves pasado, un día después de que la Cámara de Diputados hiciera lo propio.

Dada la prisa con la que fue aprobada el proyecto, el Poder Ejecutivo disponía de un máximo de cinco días para aprobar o vetar la iniciativa, a partir del momento en que la recibiera por parte del Senado.

Medina recordó, en la carta enviada a Lizardo, que los estudios para determinar si el medioambiente resultaría permanente dañado por la explotación de loma Miranda no están del todo concluidos.

Además, de que declarando loma Miranda como Parque Nacional, se estaría impidiendo el aprovechamiento futuro de ese recurso natural, y violando con ello lo que expresa la Constitución, de que el Estado puede explotar los recursos naturales dentro de su territorio o perímetro marítimo, siempre y cuando no afecte el entorno.

El reclamo de declarar a loma Miranda como Parque Nacional es impulsado por decenas de grupos religiosos, populares, izquierdistas, medioambientales, políticos de oposición y oficialistas y universitarios quienes consideran que la explotación del área conllevará daños irreparables a la zona y contribuirá a la ruina de miles de campesinos.

Esto es rechazado por el senador de Monseñor Nouel, Félix Nova, el único en el Senado que se opuso a la aprobación del proyecto, así como por los ejecutivos de la Falconbridge y de sindicatos de trabajadores mineros y casi todos los sectores de esa provincia.

La Falconbridge, que afirma tener los derechos de explotación de loa Miranda desde 1956, ha expresado en varias oportunidades que prefiere cerrar sus operaciones definitivamente en el país, si le resulta imposible explotar el área rica en ferroníquel.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí