Ámsterdam.-Henk Zanoli, un ciudadano holandés honrado por Israel por esconder a un niño judío durante la Segunda Guerra Mundial devolvió su medalla después de que un ataque destruyera la casa de la familia política de su nieta y dejara 6 de sus familiares muertos.

Henk Zanoli, de 91 años, y su madre habían recibido en 2011 la condecoración “Justos entre las Naciones”, entregada por Israel a los no judíos que arriesgaron sus vidas para proteger a los judíos de los nazis durante la Segunda Guerra Mundial.

Zanoli escribió en una carta publicada por diario israelí Haaretz que mantener la medalla sería un insulto para sus familiares muertos en Gaza y advirtió que las acciones de Israel en la ofensiva en Gaza podrían equivaler a “crímenes de guerra y crímenes contra la humanidad”.
Su nieta es una diplomática holandesa que se casó con un economista palestino nacido en un campo de refugiados en Gaza.
Israel insiste en que en la reciente ofensiva, en la que murieron más de 2.000 palestinos, sus fuerzas llegaron a extremos “sin precedentes” para evitar la muerte de civiles. Gaza vive este sábado el tercer día de un cese el fuego de cinco días.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí