Mexico, el Universal.com.mx. La familia de Gabriel García Márquez decidirá el sitio en el que reposarán las cenizas del escritor, afirmó el embajador de Colombia en México, José Gabriel Ortiz

Las cenizas de Gabriel García Márquez serán repartidas entre México y Colombia, afirmó ayer el embajador colombiano en México, José Gabriel Ortiz.

El diplomático dio a conocer la información en declaraciones a los periodistas a la puerta de la casa del escritor colombiano, que falleció en en la ciudad de México, donde radicó durante más de 50 años.

“En México se queda, desde luego alguna parte, por lo menos, y pensaría que se pueden llevar otra después a Colombia (…), y que reposara parte de sus cenizas allá”, afirmó el embajador.

Desde ayer, la información sobre el lugar donde descansarían los restos del escritor, así como sobre las honras fúnebres, se mantuvieron en absoluta privacidad.

El lunes, a partir de las 16:00 horas, García Marquez recibirá un homenaje en el Palacio de Bellas Artes. Hasta el momento se desconocen los detalles de la ceremonia, pero se ha confirmado la presencia del presidente Enrique Peña Nieto y del presidente colombiano Juan Manuel Santos.

El mundo despide a Gabo

Desde India a América, pasando por África, naciones, figuras públicas, lectores e instituciones de países como China, India, Panamá, Bolivia, Estados Unidos, Francia y Alemania han lamentado el fallecimiento del escritor colombiano Gabriel García Márquez.

La prensa alemana, por ejemplo, destacó la obra de Gabriel García Márquez abrió el camino del boom latinoamericano en el mundo. El semanario Die Zeit, de análisis político, económico y cultural, tituló su artículo en su edición en Internet: “El realista magico: el fallecido Premio Nobel de Literatura fue quien abrió la puerta a la obra (literaria) latinoamericana“. El artículo indicó que Cien años de soledad catapultó al escritor colombiano “al Olimpo”, y para la literatura latinoamericana ese libro fue el que le abrió las puertas al mundo.

“Como consecuencia de ese éxito, otros autores latinoamericanos como Julio Cortázar, Mario Vargas Llosa o Alejo Carpentier, fueron notados de una manera mucho mas acentuada, lo que desembocó en la Feria del Libro en Frankfurt de 1976, que abrió nuevos horizontes y Latinoamérica fue tema central”, destacó el rotativo.

La muerte de García Márquez a los 87 años de edad ocurrida el pasado jueves en su residencia fue la noticia con que abrió la prominente sección cultural del diario Frankfurter Allgemeine Zeitung, uno de los mas prestigiosos de Alemania.

El título fue “El Maestro del Realismo Mágico enmudece”. “Su más famosa novela, Cien años de soledad, es sinónimo de magia, violencia y tragedia política de un continente entero”.

En Inglaterra, el traductor de García Márquez, Gregory Rabassa, quien a sus 92 años de edad es considerado uno de los mejores en su oficio, lamentó el deceso.

Por su parte, Thom Walker, productor de televisión inglés, quien ha viajado extensamente por países latinoamericanos, externó: “Cien Años de soledad consolidó un lugar en los corazones de muchos, incluido el mío. Inicialmente leí a García Márquez traducido… A medida que mi conocimiento del idioma mejoró, nuestra relación floreció. Mi comprensión del continente mejoró poco a poco, tengo que agradecerle a García Márquez”.

Los homenajes e historias personales siguen inundando la web para rendir tributo al escritor que ha sido comparado en la prensa británica con Cervantes y calificado como “Dickens moderno”.

España también recordó a García Márquez y lloró su muerte. Tras su marcha del país, en 1973, el escritor volvía al país “con frecuencia casi anual”, como él mismo dijo. En una de sus visitas, en el año 1979, fue recibido por el rey Juan Carlos, a quien apreciaba.

 

El presidente del gobierno español, Mariano Rajoy, expresó su afecto y admiración por el autor de La hojarasca, “el escritor imprescindible más universal de la literatura en español de la segunda mitad del siglo XX” .

El mandatario español envió este viernes un mensaje al embajador de Colombia en España, Fernando Carrillo, por el fallecimiento del Premio Nobel. “García Márquez es el creador de todo un mundo y de una geografía literaria donde la fantasía y el mito, lo verdadero e irreal, se mezclan con la vida cotidiana para atrapar al lector en un espacio de reflexión, imaginación e inquietud”, aseveró Rajoy.

La prensa suiza rindió homenajes y lo calificó de “gigante de la lengua española”, quien encarnó de manera magistral su propio personaje con “la crónica de una vida deslumbrante”. Para el diario Le Temps, el número uno de la Suiza de habla francesa, Gabo, “permanecerá como un ícono” para toda América Latina.

En sus páginas de cultura lo reconocen como “uno de los escritores que han marcado la segunda mitad del siglo XX y el más popular, no sólo en América Latina”.

“Con Macondo, compara el diario, García Márquez regaló al mundo un lugar imaginario al igual que Yoknapatawpha de Faulkner” a quien el escritor colombiano consideraba como su maestro.

Asimismo, los lectores helvéticos con Cien años de soledad “se dejaron atrapar y encantar con el ciclo de siete generaciones de Buendía, guerras repetidas, el incesto y la decadencia inmersos en el aroma de las flores, la sensualidad, la épica y su imaginación desenfrenada” .

En Francia, la ministra de Cultura, Aurélie Filippetti, lamentó la pérdida del escritor y afirmó que es “patrimonio de toda la humanidad”. En un breve comunicado, consideró que con su muerte desaparece un “inmenso escritor”, autor de obras universales.

Sus novelas “tan brillantes como melancólicas, contienen una dimensión universal, una poesía incomparable y una gran lección de humanismo”, resaltó.

 

El presidente francés François Hollande, también envió su pésame: “Con Gabriel García Márquez desaparece un gigante de la escritura que ha dado un brillo mundial al imaginario de todo el continente”, escribió el mandatario.

De este lado del continente, además de la prensa latinoamericana, destacaron los homenajes que le rindió la prensa anglosajona.

“Gabriel García Márquez introdujo al mundo en las poderosas corrientes del realismo mágico creando un estilo literario que mezcló realidad, mito, amor y pérdidas”, afirmó el diario The Washington Post en un artículo sobre la muerte del escritor colombiano.

“Conocido cariñosamente en toda América Latina como Gabo, García Márquez fue periodista, novelista, guionista, dramaturgo, memorialista y un estudioso de la historia política y la literatura modernista”, añadió el artículo.

Por la “fuerza de su obra se convirtió en un ícono cultural que atrajo un vasto público y que a veces atrajo críticas por su indeclinable apoyo para el caudillo cubano Fidel Castro”, según el Post.

El diario The Wall Street Journal en un artículo de su corresponsal en Bogotá, Juan Forero, recordó que la obra más famosa de García Márquez, Cien años de soledad, se tradujo a decenas de idiomas y vendió treinta millones de ejemplares. “El libro se considera el ejemplo en literatura del realismo mágico y generó incontables imitaciones además de inspirar a una generación de escritores en América Latina y más allá” , apuntó el diario.

Finalmente, la prensa cubana y el presidente Raúl Castro, intelectuales y artistas expresaron su pesar.

“Murió el hijo ilustre de Macondo”, tituló el diario oficial Granma. (Con información de agencias)

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí