WASHINGTON DC.-La compañía multinacional Johnson & Johnson accedió a pagar una multa de 2.200 millones de dólares. para resolver alegatos civiles y criminales por haber promocionado tres medicamentos para usos distintos a los que fueron aprobados por la Agencia de Alimentos y Medicinas de Estados Unidos-FDA.Las acusaciones incluyen el pago de sobornos a los médicos y farmacias para recomendar y prescribir Risperdal y Invega, ambos fármacos antipsicóticos, y Natrecor, que se utiliza para tratar la insuficiencia cardiaca.El acuerdo es el tercero más grande de la historia entre Estados Unidos y un fabricante de medicamentos.En julio del año pasado, el gigante farmacéutico británico GlaxoSmithKline pagó un récord de 3.000 en multas, para resolver lo que funcionarios estadounidenses describieron como el mayor fraude de salud en la historia de EE.UU.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here