Tom Banse – Portland, Oregon. Una mina de oro en Idaho, un parque eólico en el estado de Washington, un nuevo casino en Las Vegas, o la expansión de un centro turístico de esquí en Vermont. Todos estos ejemplos tienen algo en común: son vehículos de inversión para familias acomodadas que buscan acceder a la tarjetas verdes de residencia en Estados Unidos.

Bajo la ley de inmigración estadounidense, los extranjeros ricos pueden obtener una tarjeta verde mediante la inversión de al menos medio millón de dólares para crear, también al menos, 10 puestos de trabajo en Estados Unidos.

Definitivamente este parecía un buen plan para el canadiense Jordan Gagner, quien junto a su esposa hace unos años se enfrentaban a una encrucijada, debían trasladarse a un clima más seco como el del desierto, como el que ofrece Arizona. A primera vista, las perspectivas para la reubicación permanente al sur de la frontera parecían desalentadoras. (more…)

También te podría interesar:   México ronda 700.000 contagios y contabiliza 73.493 muertos por COVID-19

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

La moderación de comentarios está activada. Su comentario podría tardar cierto tiempo en aparecer.