Marbella-Málaga.- El actor Antonio Banderas ha celebrado la cuarta edición de “Starlite Gala”, evento benéfico que apadrina, donde ha invitado a la reflexión para poner las bases para un mundo mejor, cita que ha aprovechado para celebrar su cumpleaños rodeado por su mujer, Melanie Griffith, y sus amigos.

El malagueño ha resaltado su relación con la Semana Santa, de donde nació su faceta solidaria y la creación de su fundación “Lágrimas y Favores”, cuyos objetivos son dar becas de postgrado a los alumnos de la Universidad de Málaga, colaborar con la asociación Cudeca y trabajar con Cáritas, para lo que recauda fondos con la gala.

Banderas ha indicado que este tipo de eventos benéficos son “insuficientes” para un mundo tan “violento y tan confuso” como el que vivimos, pero ha resaltado que son un paso, ya que son “contagiosas” y con ellas “se van resolviendo pequeños problemas”.

Asimismo ha destacado la importancia de que la imagen internacional de Marbella quede ligada al “ocio y a la solidaridad”, lugar donde ha decidido celebrar su 53 cumpleaños, ya que es su tierra, puede visitar a la familia y es el lugar en el que nació su hija, Stella del Carmen.

Respecto a la situación económica y política, ha remarcado que es “difícil, compleja, profunda y difícil de opinar y saber cuál es la salida”, por lo que ha planteado reflexionar “sobre lo que nos está ocurriendo para aprender algo todos” y sentar las bases de un mundo mejor.

El actor ha afirmado que formará parte del reparto de “Los Mercenarios 3”, proyecto que estaba cerrando en el momento de la gala con sus agentes en Los Ángeles, según ha apuntado, filme en el que estarán también Mel Gibson y Harrison Ford y cuyo rodaje es “de acción inmediata”, y que acaba de producir la película “Autómata”.

También te podría interesar:   "The Batman" se verá en 2022 por el efecto dominó de la pandemia en Hollywood

 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

La moderación de comentarios está activada. Su comentario podría tardar cierto tiempo en aparecer.