Berlin.-El Documento interno de la Agencia Nacional de Seguridad de EE.UU. (NSA), al que ha tenido acceso el semanario alemán ‘Der Spiegel’ a través del analista Edward Snowden, confirma que toda la UE  está considerada por este organismo como un objetivo a espiar, según consta en acta oficial correspondiente a abril de 2013.

El documento define las “prioridades de inteligencia” en una escala del uno al 5 (de más a menos interés) y muestra el listado en el que aparecen también otros países europeos. Alemania ocupa uno de los primeros puestos, junto con Francia y Japón.

los objetivos de máxima prioridad son China, Rusia, Irán, Pakistán, Corea del Norte y Afganistán.

Según ‘Der Spiegel’, la lista sustenta las informaciones de unos meses atrás, según las cuales los servicios de inteligencia estadounidenses espiaron delegaciones de la UE y la ONU en Washington y Nueva York.

Pruebas en Alemania

Desde que el semanario publicó los primeros documentos entregados por Snowden, han surgido pruebas en Alemania de cierto nivel de connivencia de los servicios secretos estadounidenses con los alemanes, en lo referente al uso y tráfico de datos que deberían estar sujetos a la protección de la privacidad.

‘Der Spiegel’ informa de que la inteligencia alemana (BND) facilita a la NSA los números de teléfono móvil que le son solicitados, por ejemplo, y sugiere que EE.UU los utiliza, en el caso de sospechosos de terrorismo islamista, para localizarlos por satélite y matarlos con armas a distancia.

El próximo lunes, una comisión parlamentaria del Bundestag comenzará una investigación al respecto. Su presidente, Thomas Oppermann, ha instado repetidamente a Ronald Pofalla, estrecho colaborador de Merkel, a dar información concreta sobre el alcance de la cooperación entre la NSA y el espionaje alemán. Mientras tanto, en las calles de Berlín ya se presentan protestas en contra de Merkel y a favor de Snowden.

También te podría interesar:   EN VIVO: LXXIII Aniversario del Banco Central de la República Dominicana

El Ministerio de Defensa alemán ha reconocido que hay un total de 207 empresas estadounidenses que han obtenido acceso a esas bases de datos militares para realizar “servicios analíticos”.

Entre esas empresas está la firma Booz Allen Hamilton, que presta servicios a la NSA y para la que trabajaba Snowden, que obtuvo una licencia para “operaciones de inteligencia”. Berlín ha aclarado que por “servicios analíticos” se entienden “servicios técnico-militares”, y está dispuesto a pasar la información que soliciten sobre esas bases el resto de países socios europeos que se hayan visto afectados.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

La moderación de comentarios está activada. Su comentario podría tardar cierto tiempo en aparecer.