El Cairo.- Más de 62 personas, entre ellas mujeres y niños, han sido ejecutadas por las fuerzas del régimen sirio entre ayer y hoy en el barrio de mayoría suní de Raas Nabea, en la ciudad costera de Banias, denunciaron los grupos de activistas.

El Observatorio Sirio de Derechos Humanos informó en un comunicado de que han sido hallados 62 cadáveres en esta zona, mientras que la Comisión General de la Revolución Siria elevó la cifra de víctimas mortales a 87.

Ras al Nabaa, de donde han huido cientos de civiles, fue primero sitiado y bombardeado por las tropas leales al presidente sirio, Bachar al Asad.

Tras este ataque, los milicianos progubernamentales o “shabiha” irrumpieron en el barrio, reunieron a los habitantes en las casas y plazas y comenzaron con las ejecuciones.

De acuerdo con el Observatorio, los citados milicianos son alauíes, una rama del islam chií que profesan Al Asad y los altos cargos del Gobierno y las Fuerzas Armadas.

Todavía hay cadáveres en las casas que no han podido ser recuperados ni identificados debido a la presencia de las fuerzas gubernamentales, según los activistas, que no descartaron que la cifra de víctimas aumente.

La Comisión precisó que 22 de los fallecidos son mujeres y nueve menores de edad, que perecieron fusilados o degollados.

Algunos cadáveres fueron, además, quemados por los milicianos, que han acabado con familias completas, entre ellas los Yalul, Taha y Al Sabag, señaló este grupo opositor.EFE

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

La moderación de comentarios está activada. Su comentario podría tardar cierto tiempo en aparecer.