DIARIO LIBRE

SANTO DOMINGO. La modelo dominicana María Esther García Polanco, a quien las autoridades italianas investigan por su relación con el primer ministro de ese país, Silvio Berlusconi, reiteró ayer que nunca ha declarado a los medios de comunicación que haya tenido relaciones sexuales con el influyente político y empresario.

Entrevistada por la vía telefónica por Jochy Santos en el programa El Mismo Golpe, la criolla, de 27 años, acusó a algunos periódicos, que no identificó, de transformar sus declaraciones, y negó que recibiera “sobre de dinero de cinco y seis mil euros” del político.

Al ser cuestionada sobre si asistía a las fiestas en la piscina de la residencia del primer ministro italiano, explicó que él no toma y que es una persona a la cual estima y quiere y sobre todo le agradece porque es como “su amigo de confianza al que respeta mucho, al igual que él la respeta a ella”.

Definió a Berlusconi, de 74 años, como una persona con más energía que “muchos de nosotros juntos”, en referencia a ella y el staff del programa. Agregó que el primer ministro de Italia es muy despierto, por lo que puede estar en todos los eventos relacionados con su trabajo, además de que es muy alegre como persona.

En ese momento, Jochy la interrumpió y le preguntó con cierto sarcasmo esto quiere decir que ¿Está vivo Berlusconi, María Esther? Y ella con una sonrisa contestó ¡Si, está muy vivo…!, a lo que Jochy le respondió cuidado si te falló el subconsciente, tras lo cual ella volvió a sonreír y le aclaró a Santos, quise decir “muy vivo, energético como persona”.

Al final de la entrevista, la modelo reiteró que no ha tenido sexo con Berlusconi y que sólo tienen una bonita amistad. Anunció que en febrero vendrá al país por una semana, acompañada de su abogado.

Dijo que nada más está a a espera de recuperar su computadora que las autoridades italianas le confiscaron para indagar en sus documentos, fotos y vídeos, como parte de la investigación contra Berlusconi sobre alegada incitación a la prostitución de menores y el caso de una joven marroquí que asistió a fiestas del político, cuando era menor.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

La moderación de comentarios está activada. Su comentario podría tardar cierto tiempo en aparecer.